Desea regresar a la tarima

(CODESON) Hermosillo, Sonora.- La pasión por el deporte y la perseverancia han llevado a la pesista olímpica sonorense Eva Gurrola a regresar a los entrenamientos con la aspiración de triunfar como en épocas anteriores.

Aunque ahora la situación para la levantadora hermosillense es muy distinta, pues hace dos años se convirtió en madre al dar luz a un varón de nombre Gerardo, por lo cual tuvo que alejarse de la halterofilia debido al embarazo y la recuperación, pero su constancia ya la tienen de vuelta al ruedo.

“Reanudé actividades desde el día 50 de tener a mi bebé, ha sido difícil retomar a la Eva de antes, los tiempos de recuperación ya no son los mismos, además pasé por una lesión en la espalda muy fuerte causándome de esos dolores que no te dejan ni caminar”, dijo.

“Mi cuerpo ha cambiado pero creo que ya encontramos mi entrenador y yo un buen método para salir de esto, me he sentido bien en los últimos meses, hemos agregado muchos ejercicios de fortalecimiento de abdomen y de la zona lumbar de la espalda y están dando resultados”, agregó.

El objetivo de la levantadora sonorense es recuperar e incluso superar sus marcas de antaño con el fin de presentarse de nuevo en una tarima internacional, y porque no, repetir la aparición olímpica, como hace cuatro años.

“Quiero volver, me encanta mi deporte, el cual sigue apasionándome igual, además otro sueño sería que mi hijo me viera en una competencia de alto nivel pues una de las metas es asistir al Panamericano (de la especialidad) que será en abril del 2021 y de ahí en ruta a otros Juegos Olímpicos (París 2024)”, señaló.

Gurrola Ortiz cuenta con un excelente palmarés dentro del levantamiento de pesas encabezado por el quinto sitio conquistando en los JJOO de Brasil, además de colocarse en el Top 10 del mundo en el 2015; también ganó dos medallas en los Juegos Centroamericanos 2014 (plata y bronce), entre otros logros sobresalientes.

“No hemos salimos a competir en el 2020, apenas se iba a realizar un control en ruta a sacar la selección nacional femenil rumbo al Panamericano, que según sería en abril pero lo pasaron a ese mismo mes del 2021. Para esa competencia nos estábamos preparando”, detalló.

Cuando apareció la pandemia por el Covid-19 Eva entrenaba fuertemente y de hecho estaba al 95% de capacidad y cerca de sus marcas personales, ya lista para presentarse a competir en un torneo de nivel.

“En estos momentos mantengo los entrenamientos para no perder todo lo que habíamos ganado en el gimnasio, antes practicaba toda la semana, aunque unos días con doble sesión, actualmente lo hago de lunes a sábado pero una vez diaria”, agregó.

“Los entrenamientos los realizo en casa, adapté el patio para ello, cuento con cosas básicas, sin embargo hay días en los que se extraña el gimnasio, los compañeros, la rehabilitación física y las rutinas más intensas. No obstante debemos verle el lado positivo, por ejemplo yo puedo compartir más tiempo con mi hijo”, comentó la halterista de la categoría de 64 kilogramos.

De manera personal la pesista olímpica habló sobre la contingencia sanitaria que vivimos en estos momentos en Sonora y en todo México, la cual frenó los eventos deportivos en todo el planeta incluyendo los Juegos Olímpicos.

“Siento que las medidas que tomaron son las correctas, la salud es primero, los Juegos Olímpicos son un evento tan importante, los deportistas se siente estresados pero sólo debemos esperar, los éxitos van de la mano con la paciencia”, opinó,

“Busquen el lado positivo de esta situación, aprovechen el tiempo para estar con su familia y cuidarse, necesitamos paciencia y sobre todo recargarnos de positivismo, también muchas ganas de ser mejores; de igual manera debemos valorar un poco de lo mucho que se nos ha quitado”, citó e hizo un llamado a quedarse en casa y salir únicamente si es estrictamente necesario.